A PHP Error was encountered

Severity: 8192

Message: htmlspecialchars(): Passing null to parameter #1 ($string) of type string is deprecated

Filename: biblia_models/System_model.php

Line Number: 236

Backtrace:

File: /home/abibles/abibles_sub_dominio/rpl_system/codeigniter_abibles.com/application/models/biblia_models/System_model.php
Line: 236
Function: htmlspecialchars

File: /home/abibles/abibles_sub_dominio/rpl_system/codeigniter_abibles.com/application/controllers/biblia_controllers/Capitulo_controller.php
Line: 12
Function: system_function_model

File: /home/abibles/abibles_sub_dominio/rpl_system/index.php
Line: 552
Function: require_once

File: /home/abibles/abibles_sub_dominio/es-mx.abibles.com/index.php
Line: 2
Function: include

Marcos 1 - Nueva Reina Valera
Capítulos
  1. 1
  2. 2
  3. 3
  4. 4
  5. 5
  6. 6
  7. 7
  8. 8
  9. 9
  10. 10
  11. 11
  12. 12
  13. 13
  14. 14
  15. 15
  16. 16

Marcos 1

1 Principio del evangelio de Jesucristo, el Hijo de Dios.

2 El profeta Isaías había escrito: "Yo envío mi mensajero delante de ti, que preparará tu camino.

3 "Voz del que clama en el desierto: Preparad el camino del Señor, enderezad sus sendas".

4 Así, Juan el Bautista fue al desierto, y predicaba el bautismo del arrepentimiento para el perdón de los pecados.

5 Y salían a él de toda la provincia de Judea y de Jerusalén. Al confesar sus pecados, eran bautizados por él en el río Jordán.

6 Juan llevaba un vestido de pelo de camello, y un cinto de cuero a la cintura. Y comía langostas y miel silvestre.

7 Predicaba, diciendo: "Después de mí viene uno que es más poderoso que yo, ante quien no soy digno de postrarme a desatar la correa de sus sandalias.

8 "Yo os he bautizado con agua, pero él os bautizará con el Espíritu Santo".

9 En esos días, Jesús vino desde Nazaret de Galilea, y fue bautizado por Juan en el Jordán.

10 Al salir del agua, Jesús vio que el cielo se abría, y el Espíritu que descendía sobre él como paloma.

11 Y una voz del cielo dijo: "Tú eres mi Hijo amado. En ti me complazco".

12 En seguida el Espíritu lo impulsó al desierto.

13 Estuvo en el desierto cuarenta días entre los animales del campo. Allí fue tentado por Satanás, y los ángeles le servían.

14 Después que Juan fue encarcelado, Jesús vino a Galilea predicando el evangelio del reino de Dios.

15 Decía: "El tiempo se ha cumplido, el reino de Dios está cerca. ¡Arrepentíos, y creed al evangelio!"

16 Caminando Jesús junto al mar de Galilea, vio a Simón y a su hermano Andrés, que echaban la red en el mar, porque eran pescadores.

17 Y les dijo: "Venid en pos de mi, y os haré pescadores de hombres".

18 Al instante, dejaron sus redes y lo siguieron.

19 Un poco más adelante vio a Santiago hijo de Zebedeo y a su hermano Juan, que estaban en la barca arreglando las redes.

20 En seguida los llamó. Y ellos dejaron a su padre Zebedeo en la barca con los jornaleros, y siguieron a Jesús.

21 Fueron a Capernaum, y cuando llegó el sábado, Jesús entró en la sinagoga, y empezó a enseñar.

22 Y admiraban su enseñanza, porque les enseñaba con plena autoridad, y no como los escribas.

23 Estaba en la sinagoga un hombre con un espíritu impuro, que se puso a gritar:

24 "¿Qué tienes con nosotros, Jesús nazareno? ¿Has venido a destruirnos? Sé quien eres, ¡el Santo de Dios!"

25 Pero Jesús lo reprendió, diciendo: "Cállate, y sal de él".

26 Y el espíritu impuro lo sacudió con violencia, y clamando a gran voz, salió de él.

27 Y todos se maravillaron, de tal manera que preguntaban unos a otros: "¿Qué es esto? ¡Una nueva doctrina con autoridad! Ordena aun a los espíritus impuros, y le obedecen".

28 Y bien pronto su fama se extendió por toda esa región de Galilea.

29 Cuando Jesús salió de la sinagoga, fue con Santiago y Juan a la casa de Simón y Andrés.

30 La suegra de Simón estaba acostada con fiebre, y le hablaron de ella.

31 Entonces él se acercó, la tomó de la mano, y la levantó. En seguida la fiebre la dejó, y se puso a servirles.

32 Cuando fue la tarde, en seguida que el sol se puso, le trajeron todos los enfermos y endemoniados.

33 Y toda la ciudad se juntó a la puerta.

34 Y sanó a muchos que adolecían de diversas enfermedades, y echó a muchos demonios. Y no dejaba a los demonios decir que lo conocían.

35 Muy temprano de mañana, aún oscuro, Jesús se levantó y se fue a un lugar solitario, y se puso a orar.

36 Simón y los que estaban con él, lo buscaron,

37 y al encontrarlo, le dijeron: "Todos te buscan".

38 El respondió: "Vamos a los lugares vecinos, para que predique también allí; porque para esto he venido".

39 Y predicaba en las sinagogas de toda Galilea, y echaba a los demonios.

40 Un leproso vino a él, y de rodillas le rogó: "Si quieres, puedes limpiarme".

41 Jesús se compadeció de él. Extendió su mano, lo tocó, y le dijo: "Así lo quiero. ¡Queda limpio!"

42 Y así que él hubo hablado, la lepra desapareció, y el enfermo quedó limpio.

43 Entonces Jesús lo despidió, ordenándole severamente:

44 "Mira, no lo digas a nadie, sino ve, muéstrate al sacerdote, y ofrece por tu limpieza lo que Moisés mandó, para testimonio a ellos".

45 Pero él, apenas salió, empezó a pregonar a voces y a divulgar el hecho. Como resultado, Jesús ya no podía entrar libremente en ninguna ciudad, sino que se quedaba en lugares solitarios. Y acudían a él de todas partes.


Marcos 1 - Nueva Reina Valera - NRV


Utilizamos cookies e tecnologia para aprimorar sua experiência de navegação de acordo com o nossa Política de Privacidade. Ao utilizar nossos serviços, você concorda com tal monitoramento.