A PHP Error was encountered

Severity: 8192

Message: htmlspecialchars(): Passing null to parameter #1 ($string) of type string is deprecated

Filename: biblia_models/System_model.php

Line Number: 236

Backtrace:

File: /home/abibles/abibles_sub_dominio/rpl_system/codeigniter_abibles.com/application/models/biblia_models/System_model.php
Line: 236
Function: htmlspecialchars

File: /home/abibles/abibles_sub_dominio/rpl_system/codeigniter_abibles.com/application/controllers/biblia_controllers/Capitulo_controller.php
Line: 12
Function: system_function_model

File: /home/abibles/abibles_sub_dominio/rpl_system/index.php
Line: 552
Function: require_once

File: /home/abibles/abibles_sub_dominio/es-mx.abibles.com/index.php
Line: 2
Function: include

Ezequiel 1 - Nueva Reina Valera
Capítulos

Ezequiel 1

1 En el día cinco, del cuarto mes, del año treinta, estando yo entre los exiliados junto al río Quebar, los cielos se abrieron, y tuve visiones divinas.

2 A los cinco del mes, del quinto año de la deportación del rey Joaquín,

3 vino Palabra del Eterno al sacerdote Ezequiel, hijo de Buzi, en tierra de los caldeos, junto al río Quebar. Allí vino sobre él la mano del Señor.

4 Miré, y vi un viento tempestuoso que venía del norte. Una gran nube, con un fuego envolvente, rodeado de un resplandor. Y en medio del fuego algo que parecía bronce refulgente.

5 En el medio vi una semejanza de cuatro seres vivientes, con aspecto humano.

6 Cada uno tenía cuatro rostros y cuatro alas.

7 Sus pies eran derechos, la planta de sus pies como pie de becerro; y centelleaban como bronce bruñido.

8 Bajo sus alas, a sus cuatro lados, tenían manos de hombre. Y a sus cuatro lados tenían sus rostros y sus alas.

9 Las alas se juntaban una con otra. Cuando andaban no se volvían. Cada uno caminaba derecho hacia el frente.

10 Cada uno tenía rostro de hombre. Del lado derecho, cada uno tenía rostro de león. Del lado izquierdo, los cuatro tenían rostro de buey. Y cada uno tenía también rostro de águila.

11 Así eran sus rostros. Sus alas se extendían hacia arriba. Cada uno tenía dos alas que se juntaban. Con las otras dos cubrían su cuerpo.

12 Cada uno caminaba derecho hacia el frente. Andaban hacia donde el Espíritu los movía. Y al andar, no se volvían.

13 Los seres vivientes parecían brasas encendidas. Un fuego se movía entre los seres vivientes. Ese fuego resplandecía y emitía relámpagos.

14 Y los seres vivientes corrían, y volvían a la semejanza de relámpagos.

15 Mientras yo miraba a los seres vivientes, vi una rueda sobre la tierra junto a cada ser viviente, una por cada rostro.

16 Las ruedas resplandecían con el fulgor del crisólito. Las cuatro tenían la misma forma. Y parecía como si una rueda estuviera dentro de la otra.

17 Podían moverse en cualquiera de las cuatro direcciones. Y cuando andaban, no se volvían.

18 Sus llantas eran altas y espantosas, llenas de ojos alrededor en las cuatro ruedas.

19 Cuando los seres vivientes andaban, las ruedas andaban junto a ellos. Y cuando los seres vivientes se levantaban del suelo, las ruedas se levantaban.

20 Hacia donde iba el Espíritu, iban ellas. Hacia donde el Espíritu los movía, las ruedas también se levantaban tras ellos. Porque el Espíritu de los seres vivientes estaba en las ruedas.

21 Cuando ellos andaban, andaban ellas; y cuando ellos se detenían, se detenían ellas. También cuando se levantaban del suelo, las ruedas se levantaban tras ellos. Porque el Espíritu de los seres vivientes estaba en las ruedas.

22 Sobre la cabeza de cada ser viviente aparecía una expansión a manera de cristal imponente, extendido encima de sus cabezas.

23 Debajo de la expansión sus alas estaban extendidas una hacia la otra. Y cada uno tenía otras dos alas que cubrían su cuerpo.

24 Oí el sonido de sus alas cuando andaban, como sonido de muchas aguas, como la voz del Todopoderoso, como ruido de muchedumbre, como la voz de un ejército. Cuando se paraban, bajaban sus alas.

25 Cuando se paraban y bajaban sus alas, se oía una voz de arriba de la expansión que había sobre sus cabezas.

26 Sobre la expansión que había sobre sus cabezas, se veía la figura de un trono que parecía de zafiro. Y sobre el trono había una Semejanza de hombre sentado.

27 Vi que desde lo que parecía ser su cintura hacia arriba, era como bronce resplandeciente, envuelto en fuego. Y de la cintura para abajo era como un fuego rodeado de una brillante luz.

28 Semejante al arco iris que se ve en las nubes el día que llueve, así era el resplandor que lo rodeaba.


Ezequiel 1 - Nueva Reina Valera - NRV


Utilizamos cookies e tecnologia para aprimorar sua experiência de navegação de acordo com o nossa Política de Privacidade. Ao utilizar nossos serviços, você concorda com tal monitoramento.